No nos cierres más bares, por favor

Mi hobbie preferido es la música. Toco la guitarra y compongo canciones, la gente le llama Cantautor. Escribo sobre lo que me pasa, lo que siento o lo que no siento. Hoy me sorprendí escribiendo unas letras a mi ciudad. A pesar de mi gran amor por esta tierra no le he escrito nada “romántico”, ni un verso de admiración. Los últimos acordes hablan de pillar un tren…

Y es que socialmente somos el principio del bollo, que no lleva nada de chocolate.
Seguramente seamos la única ciudad del Mediterráneo por la que de miedo pasear por el casco antiguo, ¿conocéis algún centro de alguna ciudad que no tenga ni un maldita calle de tascas y bares para los jóvenes? Aquí es el único sitio que pides una tapa con la caña y te ponen cuatro cacahuetes y te cobran  dos euros y medio, ¿o no?
¿Dónde están los sitios de fiesta para los treintañeros? ¿ya nos quieren recoger? Parece que nuestros concejales ya se pegaron sus fiestas y como ahora sólo van a sus fiestas privadas de la jet set, han decidido que los jóvenes o no tan jóvenes estemos a las nueve en casa.

Primero se cargaron todo el centro. Qué envidia cuando oigo a mis tíos contarme cómo se ponía la Cuesta de la Baronesa o la calle Cuatro Santos. Me hablan de que había ambiente. Ahora el único ambiente que hay son los cuatros bares que han montado los homosexuales (ojo! que ya estaba bien, que por lo menos hayan algunos que puedan divertirse como les de la real gana). Pero que no están en el centro siquiera.
No sé que excusa pondrían para lo del centro, seguramente que estaba todo en ruinas y era un peligro. ¡Joder! ¿y a nadie se le ocurrió lo de la “restauración”? Mejor cerramos todo y así los abuelotes dormirán mejor y vivirán más para seguir votando a la misma.

Otros que ya se pegaron la juerga en su momento y cuando maduraron decidieron cortarles la marcha a los siguientes fueron los vecinos del Barrio Peral. Nos teníamos que ir hasta allí para encontrar algún pub y echar unos bailes con la novia pero claro, es que los jóvenes armamos mucho escándalo y lo mejor es cerrar a cal y canto absolutamente todos los pubs y que se busquen la vida. A ligar ¡a casa!

Durante muchos años he visto como en distintos sitios de la ciudad, como calle Pintor Balaca, Calle Ramón y Cajal, Calle Asdrúbal…, etc han intentado abrir un bar y bien los vecinos se han quejado o bien el ayuntamiento ha terminado por ponerles tantísimas trabas que duraron abiertos muy poco.

Y si ya hablo del puerto… ¿qué duraron los pubs que había al lado del Club de Regatas?, ¿dos años? Volvemos a ser el puerto con menos ambiente de toda el Mediterráneo. Y es normal , el otro día me tomé una Estrella Levante (buscando la más barata) en una de las terrazas y me clavaron 5.20 Euros. Joder, en San Sebastián me he tomado un pincho con una caña mirando a la Concha, como aquel que dice, y me han cobrado menos. ¿Cómo quieren que así lleguemos a algún sitio?, que se supone que estamos en crisis, gente.

Y ya, por si osábamos a tomarnos unas cañicas en la calle Príncipe de Asturias sentaditos en alguna terraza, nos han quitado la silla antes de sentarnos. Sólo se han librado tres bares, los otros seis no tienen posibilidad ya de poner una terraza. Volvemos a ser la ciudad del Meditarráneo sin terrazas para tomarnos un Gin-Tonic.
Claro, los vecinos de siempre, los que ya se hartaron de tomárselas, ahora les molesta el ruido.

Está muy bien, es más está perfecto, que Cartagena quiera crecer culturalmente con nuevos museos y nuevos polideportivos pero a los jóvenes no sólo nos gusta leer, ni ir al cine, ni ir a los museos, en fila india y sin hablar con el de adelante. También nos gusta salir, beber, pasear, reír, bailar… sin que nos claven por un garrafón y sin que nos dejen en la puerta por “no cumplir la imagen” cuando llevas unos vaqueros y una camiseta (ejemplo Gotica, BudaBlue… y esos sitios que yo no piso).

Nos conformamos que unos bares para nosotros. Donde quepa todo el mundo, no sólo los divinos y las divinas. Y sobre todo para que el joven que venga de fuera buscando algo diferente (como hacemos todos cuando viajamos por ahí) no se vaya aburrido de nuestra tierra, que ya os digo que hoy por hoy es así ¿y sabes? No volverán, nunca.

Que este Ayuntamiento nos de un poco de respiro. No nos cierres más bares, por favor. Por si acaso no te digo a cuál voy, no sea que me lo chapes. Si siguen así, nos quedaremos sin poetas pues no tendremos sitios donde inspirarnos.

One Comment

  1. manuel alcedo

    ole tus cojones pablito, tu si q sabes espresar al final va a ser verdad q eres cantautor, jejejeje. sabes q me encanta tu tierra y q llevo aqui 10 años y lo unico que echo de menos de mi cadiz es eso q tu pides las tascas los bares de toda la vida donde iba mi padre de fiesta, luego mi hermano mayor en su dia fui yo y ahora va mi hermano pequeño.
    enterate alcaldesa y me doje decirlo porque yo soy pepero, pero estas logrando q la juventud de cartagena se deje los euros en murcia fin de semana tras fin de semana, dejemos ya de enriquecer la capital y agamos una gran cartagena

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *