Efesé: equipo de 2ª… estadio de 3ª

Resulta difícil creer que las cosas sigan igual en Cartagena, pero así es. De nada ha servido que el Efesé ascienda, que el Cartagena y el Murcia sean dos equipos de IGUAL CATEGORÍA.

Teóricamente, y digo bien, en esta región hay dos ciudades que tienen equipo de fútbol en segunda división, en la llamada actualmente Liga Adelante. Podríamos pensar que sus dirigentes regionales van a tratarlos equitativamente, proporcionándoles las mismas posibilidades para que compitan (al menos en eso) en igualdad. Pues no.

En el momento de escribir este artículo, el Cartagena aún no tiene quien patrocine su camiseta, el Murcia sí: Cajamurcia. Parece, por tanto, que esta entidad bancaria es solo de la ciudad de Murcia, por lo que yo cerraré de inmediato la cuenta que tengo con ellos. Veremos también cuantos partidos viene el Presidente de la Comunidad, Ramón Luis Valcárcel, a ver al Cartagonova y lo compararemos con los que va a la Nueva Condomina. Sospecho que va a haber bastante diferencia.

Pero los agravios políticos no acaban aquí, desde nuestro propio Ayuntamiento hemos recibido unos cuantos. El Ayuntamiento ha “pasado” de patrocinar la camiseta: Teatro Romano, Puerto de Culturas…; los aseos del estadio son una vergüenza y un asco; el servicio de cafetería del estadio insuficiente; los asientos se limpian solo con los culos de los aficionados (lo que sale más barato, claro). El Club hace más de lo que puede, pero el Ayuntamiento hace lo que quiere… poco, muy poco.

En fin, si no eres de Cartagena, no te gusta el fútbol (excepto para salir en la foto el ascenso) y solo te interesa esta ciudad como trampolín para vivir bien y hacer carrera en Madrid, preséntate a alcalde… es lo que se lleva.

8 Comments

  1. juanfra

    que se puede esperar de la clase política actual que tenemos y tuvimos, tanta o más culpa tienen o tuvieron quienes dejaron que esto llegara a donde ha llegado. Pero tenemos los políticos que nos merecemos aquí en Cartagena. Recuerdo un año en las elecciones municipales en las que votó el 24,83% del electorado, por su puesto, con victoria del partido popular y reelección de nuestra querida gallega señora alcaldesa. Tienen culpa los que siempre se bajaron los pantalones a las cosas que dijo Papa Murcia, socialistas, cantonales, peperos, todos, sin excepción, son culpables, de que estemos como estamos, de que tengamos el estatuto de autonomía que tenemos, de que no se reconozca la historia de los pueblos que conforman esta comunidad y de que tengamos como alcladesa, a una señora a la que no le importan un pimiento lo que le ocurra a esta ciudad milenaria.
    ¿Por qué nos atrevemos nosotros, simples y pobres cartageneros a intentar compararnos en igualdad e condiciones a los murcianos?. Ni debemos ni deberíamos. No somos ni más ni menos que ellos, pese a que las autoridades, y los señalo a ellos, no a los habitantes de Murcia, que son seres humanos como nosotros, sino a sus dirigentes los que se encargan de engrandecer a uno para así sentirse señores feudales y nosotros sus vasallos y así acabar con los sueños de iguadad de los demás, Lorca, Cieza, Yecla, Caravaca y por supuesto, Cartagena, claro está.
    Les digo a los señores gobernantes de Murcia, que la Edad Media ya pasó, que se enteren de una vez que vivimos en el siglo XXI y que queremos las comodidades que podamos tener, entre ellas, unos acondicionamientos adecuados a la categoría en la que va a competir nuestro equipo de fútbol, el cual ha estado 21 años en los infiernos de las categorías inferiores y en donde, precisamente, tampoco he visto mucho a los que ahora se quejan del estado de los aseos. ¿Qué pasa, que los que íbamos cuando estaba en Tercera o Segunda B, teníamos menos derecho a orinar o defecar en sitios limpios y saludables?. ¿No será dar imagen lo que nos importa? Tenemos los políticos que tenemos al igual que la afición que tenemos, porque nos las merecemos. Tenemos unos políticos funestos al igual que la afición, la cual se apunta a caballo ganador y se olvida del club a la hora de las vacas flacas. De eso podríamos aprender de los murcianos, los cuales, su equipo esté donde esté, siempre están con ellos. Aprendamos

  2. Angel Tarifa

    Ya sabía yo que este artículo hacía saltar a algún “abonado radical”.
    Como soy el autor me doy por aludido y respondo.
    Amigo Juanfra, yo he sido uno de los que no eran abonados el año pasado, por muchas y extensas razones. Este año he comprado mi abono con la idea de disfrutar del fútbol, siempre y cuando los “abonados radicales” no os paséis toda la temporada haciéndonos sentir mal con vuestros cánticos y comentarios despectivos. Ya lo hicieron muchos en los partidos de ascenso, recordando a los aficionados no habituales que ellos eran los héroes que habían apoyado todo el año. ¿Quizá era mejor que os dejáramos solos a los del año pasado? ¿Mejor 2.000 que 8.000? ¿Acaso el Efesé es vuestro?.
    Te diré, que antes de que tú nacieras, amigo Juanfra, yo ya iba al Almarjal a ver al Efesé. Que como yo muchos se hartaron y lo dejaron, por la gran cantidad de mamoneos y desvergüenzas que se han hecho en ese club a lo largo de su historia. Que necesitabamos que nos devolvieran la ilusión que nos destrozaron. Que estabamos en nuestro derecho de decidir cuando era el momento de volvernos a ilusionar.
    Muchos de los que se he visto en la grada estos últimos partidos, bufanda en mano, criticando a los muchos que hemos ido a apoyar (cuando nos ha dado la gana, faltaría más) no tienen ni la edad de saber qué era el estadio del Almarjal.
    Y, por cierto, todos esos que se las dan de superaficionados, que se les llena la boca de hablar de Cartagena… ¿qué otra cosa hacen por ella, aparte de ir al fútbol?, ¿en qué otros frentes en defensa de Cartagena están? ¿o Cartagena solo es fútbol?
    Si ser uno de los fundadores de las fiestas que han concienciado a los cartageneros de la importancia de su historia y arqueología; si llevar más de 30 años luchando activamente por la provincia; si publicar este blog dando la cara para que las cosas mejoren, etc., no me hace merecedor a ser considerado tan “importante” como un abonado antiguo del Efesé… pues quizá no merezca la pena ir al Cartagonova.
    Juan, en el próximo partido nos tomamos una cerveza en el estadio y brindamos por los futuros éxitos del Efesé… y de Cartagena. Te invito.

  3. juanfra

    Querido amigo Ángel:
    No me identifico ni me siento un aficionado radical,siempre he estado en contra de las posturas radicales,pese a que me tilden de ello, creo que más por ignorancia y desconocimiento aquellos que no me conocen que por otra cosa.Deseo que puedas disfrutar con tus amistades(entre las que deseo seguir mucho tiempo)de muchas tardes en el estadio, charlando y viendo al equipo jugar.Hay muchos de los que se han sacado el abono que si el equipo va medio mal o sencillamente mal, criticarán al club y dejarán de ir al Estadio.Ojalá no sea el caso, pero es una liga muy dura y lo más probable es que no acabemos entre los ascendidos, pero he de decirte también que si juegan como lo hicieron el día de la presentación, sí que tenemos motivos para la esperanza.Ojalá no seas uno de esos y que estés ahí porque te gusta el fútbol, no sé si será bueno o malo, aunque en esta categoría, se verán mejores partidos que en temporadas pasadas.
    La liga es larga y dura y todos partimos con los mismos puntos de salida,00.
    No seré yo de los que haga pasar mal y menos a un amigo y hermano de batallas, un rato malo en el campo.No soy de los que critican ni de los que se las dan de técnicos.No podemos juzgar a todos los aficionados de un club por el comportamiento de unos cafres, pero no me gusta que al campo, por el mero hecho de pagar una entrada o abono, puedan acceder personas insociables y que tengan comportamientos agresivos.
    Yo voy a ver el partido, no grito al árbitro, no insulto a nadie, ni a los rivales, salvo cuando veo un robo claro, que es cuando me levanto y silvo, que sabes que en este campo se han dado muchos robos, por motivos deportivos y políticos y no quiero llamar así a las eliminatorias en casa del Córdoba y Vecindario, donde me consta, por que lo ví y porque lo oí por la radio que nuestros jugadores se dejaron la piel por ascender, sí en cambio a los arbitrajes fuera de casa, donde nos perjudicaron claramente.Muchas veces nos tildan de llorones, de envidiosos, a mí generalmente gente de Murcia con la que trabajo, pero ni una cosa ni la otra, lo que ocurre es que sí que nos quejamos ante los robos y las injusticias, quizá muchos desearan que así fuéramos, que bajásemos la cabeza y sigamos sometidos, como hacen nuestros políticos, pero en mi caso, no es así, ni será.
    Creo que si alguien se siente de Cartagena, no puede hacerlo, porque ser cartagenero es algo más que haber nacido aquí, es sentir esta tierra, quererla y amarla.Tú sabes bien que tenemos cartageneros de Bilbao, de Ciudad Real, de Cádiz y de Gijón, entre otros sitios más.
    Me hablas de los partidos de ascenso, lástima que no los pude ver, ya sabes que estaba en Afganistán, pero sé que sí es cierto que habría sucedido, y sé que tu comentario es verídico, porque ya lo viví, cuando tras la eliminación de Córdoba y Vecindario, ví como volvíamos a ser los 4 gatos otra vez, pero también te digo, amigo mío, que a veces no ser muchos es lo mejor.Que estáis decepcionados, pues claro que sí, lo que me molesta es que sabiendo que te gusta el fútbol, no lo apoyes con tu presencia todos los días.Es cierto, no soy nadie para decirte a tí ni a nadie cuando ir o no ir al estadio.Las diferencias entre nuestra afición, que pese a ser 8000 sigo diciendo que es de pacotilla y ojalá me tuviera que tragar las palabras algún día,y las de otros equipos es que en ellos, vaya como vaya el equipo, van al estadio, es algo social diría yo, eso no ocurre en Cartagena, donde sólo nos apuntamos a caballo ganador.Tenemos un equipo en la élite del fútbol sala, modesto, pero jugando contra los campeones del mundo de Europa y España, ¿y cuánta gente va al pabellón?3 gatos, es triste y penoso, pero esa es la afición deportiva que yo criticaba.Cuando quedamos subcampeones de liga sí que había tortas por pillar una entrada para ver algunos partidos, teníamos jugadores en la selección y a alguno lo elegían mejor jugador del mundo.
    Volviendo a tu respuesta, te digo que el club no es nuestro, si fuera mío, de otra manera actuaría respecto a los socios y público que acceden al estadio.
    Estoy contigo, esos “superaficionados”no hacen nada generalmente por la ciudad, es más, te diría que ni por el club, ya que este, es de un señor de Jacarilla, provincia de Alicante, el cual sólo pretende hacer negocio representando a una ciudad.Lo que yo te digo, tenemos lo que nos merecemos, una alcaldesa gallega y un presidente del club alicantino.
    Y yo me pregunto…, ¿dónde están los cartageneros y qué hacen para evitar que venga gentes de fuera a dirigirnos?.Alguien de valía habrá, y los hay, no me cabe duda, lo que pasa es que también tienen integridad y eso y la política, están muy reñidas.Ojalá me equivoque y me tenga que tragar mis palabras, pero yo sí que lo voy a intentar, entrar en la política y no traicionar a mis principios.Creo que sería bueno y saludable que así fuera, pero ya te digo, tenemos lo que nos merecemos…
    Para mí eres un buen aficionado, ojalá lo demuestres todas las semanas en el estadio, como espero hacer yo una vez que rescinda mi contrato laboral y pueda ser una persona libre y dedicarme a lo que más me gusta, ayudar a los demás y no ir contra mis ideales y principios.
    Ya sabes que es de mala educación rechazar una invitación, pero, siendo fiel al párrafo anterior y a mis ideales, lo tengo que hacer. No me tomaré la cerveza porque no me gusta, pero te acepto un vaso de agua o una fanta naranja.
    Lamento mi extensión pero ahí queda, un saludo amigo mío y gracias por discrepar, me alegro que lo hagas, en otro tiempo no podía hacerse so pena de ir preso o algo peor. Que esos tiempos no vuelvan, porque en Cartagena sufríamos mucho, ya que no somos de doblegarnos nunca, lástima que nuestros representantes políticos sí lo hagan.

  4. Carlos Granados

    Que entendemos con la frase “A mi me gusta el fútbol” ¿¿ver a 11 tios pegando patadas hacia la portería contraria buscando al delantero a ver si con un poco de suerte la mete??
    Yo lo siento mucho pero prefiero ver a mi equipo perder pero jugando bien que ir al estadio a ver como 11 tios se arrastran pegando patadas hacia delante, yo si voy al fútbol es para ver buen juego, con ocasiones, y algo que sea emocionante si pierden pues mala suerte pero me he “DIVERTIDO”.
    El problema es que normalmente esto no ocurre, los partidos son soporíferos, de manera que cuando un club consigue ascender o ganar algo es porque algo más de espectáculo ha dado y por lo tanto más diversión por lo que más personas se apuntan al carro ganador.
    Como ya digo si los partidos fueran más amenos en segunda B más gente sería socio.
    Respecto al tema del número de socios yo creo que los números entre el Murcia y el Cartagena son más o menos los mismos, si hiciéramos una fórmula matemática donde introdujeramos la población de cada ciudad, el nivel adquisitivo de la población y por lo que lucha cada equipo (El Murcia por subir a 1ª el Cartagena por mantenerse) estoy casi seguro que la cifra de socios estaría bien balanceada entre un equipo y otro.
    Además si se quiere aumentar los socios no todo es el fútbol que ofrezcan cosas adicionales como una paella, algún espectáculo en el descanso yo que se… hay mil cosas que se pueden hacer para que la gente se “DIVIERTA”

  5. juanfra

    Cuando digo que me gusta el fútbol es en general, para gustos, están los colores.No es mejor el que mejor juega y más títulos gana (por ejemplo el Madrid), éste tiene su historia, una antigua y en blanco y negro y otra moderna y en color, pero eso no quiere decir que me guste ese equipo.No quiero entrar en polémicas Madrid-Barcelona, ni el uno ni el otro son equipos que considere míos, sólo he tratado de poner un ejemplo, no sé si acertado o no.Y vuelvo a mi gusto por el fútbol, no son 11 tíos corriendo tras el balón, son 10 y un portero, o arquero como bien dice mi querida esposa.Es el uso de la técnica, la inteligencia y la improvisación, todo eso junto en un hombre lo que despierta mi admiración, tanto más cuando algunas mujeres ponen en duda nuestra capacidad de subir peldaños de una escalera y masticar chicle. No es un deporte de mentes privilegiadas ni un deporte clasista y elitista, tipo polo o golf, en donde para practicarlo, a veces, sólo es suficiente una pelota y una pared.¿Quien no ha jugado de pequeño a darle pelotazos a una pared porque no había nadie para jugar a las combinas?…jejeje.
    Querido amigo, ¿cuánto hace que nos al estadio a ver un partido del Cartagena?No creo que precisamente sean unos arrastrados los que se dejan el sudor, a cambio de una compensación económica que nos parecerá justa o abusiva, pero que me atrevo a asegurar, que ninguno pagamos de nuestro bolsillo y que seguro que sí criticamos, que es el otro deporte al que sí se suma la gente, el chusmerío y el critiqueo.
    Divertirse es pasarlo bien, si pierde tu equipo, te habrá gustado más o menos como han jugado, pero divertirse, lo que entendemos por irse con una sonrisa en la boca, estoy seguro que no lo harás, como me ocurre a mí algunas veces.
    El ascender o no poco tiene que ver con hacer buen juego y dar espectáculo, si eso hubiese sido así, habríamos ascendido hace mucho.Es más bien cosa de suerte y por qué no decirlo, política.Yo estaba en el palco aquel día en que el Córdoba, justamente en nuestro estadio, no así en el Nuevo Arcángel, en donde a parte de apedrearnos, sí nos robaron el partido, a mi juicio nos quitó el ascenso que todos cantábamos ya.También ha sido la única vez que he visto a Valcárcel por estas tierras, quiero pensar que animando al Cartagena, con su amiga y diputada en las cortes, la señora Barreiro, también quiero pensar, que animando al equipo de esta ciudad.No sé si se alegraron o no de que el Carthagonova hoy actual Cartagena no ascendiera, pero viendo las cosas como están ahora, pienso que ni antes ni ahora se alegran ni los unos (que nos quieren poner en el culo el NO TIPICAL)ni la otra que en un principio anunció a bombo y platillo que íbamos a publicitar el teatro romano o puerto de culturas con una subención de 300.000 euros, que seguramente, se habrán destinado para comprar otra escultura de un amiguete y ponerla en el puerto.
    Mira amigo, son las doce casi de la noche y no me voy a poner a mirar las poblaciones y los tantos porcentuales de cada ciudad para ver si uno tiene más o menos, tenemos lo que tenemos y creo que lo que sí debemos de hacer para prosperar es dejar de mirar lo que hacen a 50km en dirección norte y preocuparnos de nuestras cosas.Si les patrocina Cajafurcia, mejor para ellos, es una pena que empresarios de aquí, con mucho dinero, no hagan más por esta, SU ciudad y el club que lleva su nombre.Lástima que no me toque a mí una primitiva gorda, que le compraba a Paco Gómez el club y como patrocinador, ponía a las fiestas de cartagineses y romanos y todo festero que diera 60 euros para el club, sería socio y entraría gratis a todos los encuentros, coño.

  6. Julio Guillamon

    Muy Buenas. Hay que ver Angel me has tocao la vena y quisiera dar mi modesta opinion sobre el asunto. Yo creo que teneis razon tanto Juanfran como tu.Comparto la opinion de Juanfran, porque no me gustaría que si equipo va mal,a las primeras de cambio esos grandes aficionados al Cartagena empezaran a silbar.Hay que diferenciar entre aptitud y actitud de los jugadores. Si hay actitud hay que animar a tope. Lo que si tengo claro es que si no la hay a, pues a muerte con ellos. Yo en los play off pase mucho miedo. Miedo de ver tanta gente en el estadio y que la cosa fuera mal,ya sabes, los silbidos , el fuera , fuera… etc. cuando todo el año ,incluido el 1-3 del Lorca, se estuvo animando al equipo.Y por otro lado comparto tu opinion Angel, porque si eres abonado, estas en tu derecho de expresar tu disgusto con el equipo, lleves el tiempo que lleves. Como apunte quiero decir que yo naci y creci en el cesped del Almarjal. Primero a los pies del gran “BABY” y luego a los de Perico Arango, Barrera…. el Abute me hacia reir cada vez que salia al campo… en fin… tuve la gran suerte de que mi abuelo era el “Gran Carrion” o “EL POLI” como le conocian otros. Un utillero del EFESÉ hasta que falleció. Que recuerdos…..

  7. David Alonso

    Bueno Cajamurcia es una empresa privada y es claro que no nos podemos quejar en eses sentido, patrocinan a quien les da la gana.

    Esto de la crítica de los abonados nuevos que se apuntan en los momentos buenos y no han aparecido en años por el estadio me toca un poco las narices. Personalmente no veo el futbol, llevo pasando años y sólo lo veo cuando juega españa y no siempre. Y soy abonado nuevo este año porque por una vez tengo motivación para eso, así de simple. Es lógico que en 2B haya 2000 socios y en 2A 8000. No pretenderéis que hayan los mismos socios, las diferencias son evidentes y sobran explicaciones.

    Es parecido a aquellos festeros que se creen que por ser antiguos, fundadores etc son mejores o tienen más derechos o vacilan de eso y tal….somos todos iguales y todos debemos aportar cosas, cada uno lo que pueda. O nos quitamos las clases, derechos adquiridos etc o no llegaremos a nada….

  8. Pablo Galán

    A mi parecer “los fantasmas del Córboba y Vecindario” se llevaron demasiados sueños “carthagonovistas” o “cartageneros”, como prefiráis. No dudo que los jugadores se dejaran la piel en el campo (yo lo vi desde mi azotea mientras lo escuchaba por un desaparecido walman, pues aún iba al instituto y no tenía ni pa’ las pipas) Pero allí me subí, aunque sólo se vea medio campo, yo solo, con toda mi ilusión y animándoles desde allí como si pudieran escucharme. Yo, entonces, entendía el fútbol simplemente como una manera de “medir fuerzas” entre ciudades mediante el deporte, no veía al Efesé como una empresa de un señor que ganaba dinero por ello. Entonces, tras estos sueños rotos, sobre todo desde el Córdoba, empecé a escuchar aquello de “las primas” o es que “no les conviene ascender”, “el Real Murcia siempre tendrá más ayudas” y un largo ect que mi adolescente cabeza no podía entender.
    Bajé de la azotea maldiciendo al árbitro, eso sí que lo recuerdo. Bajé, además, desemperanzado porque parecía que era verdad, que Cartagena era el culo del mundo. A veces, lo sigo pensando cuando detrás de la pregunta ¿de dónde eres? siempre le sigue otra ¿y eso dónde está?.
    Aunque solo sea del Efesé por el corazón (es decir, sin número de abonado)me gustaría que se me respetase como el que más, porque ya sólo siendo cartagenero tengo todo el derecho de alegrarme o enfadarme con el equipo que representa a mi ciudad. Que Cartagena no es sólo fútbol, Cartagena es una ilusión, es una gran ciudad buscando su hueco para mostrarse, cuando la dejan. Los cartageneros han visto en este ascenso un pequeño hueco para hacerlo ¡no vengáis los de siempre a hacernos creer que nuestra alegría no es tan válida!,¿cómo vamos a llegar lejos si siquiera nosotros estamos unidos? No sólo pasa aquí, si el equipo de la Conchinchina durante 20 años no dá más que disgustos, hasta que no trajera todas las asignaturas aprobadas, los conchinchinos no iban a comprarle la bici, así de claro.

    Estoy harto, pues, de que los abonados duden de mi sentimiento cartagenero, que es lo más grande que poseo. Lo malo es que si a pesar del ascenso no se hubieran abonado ni la mitad os quejaríais por ello. Así nos va, por eso conseguimos las cosas cada 20 años, porque aquí todos somos cartageneros por los cuatro costaos pero con las mismas desprestigiais a uno de los vuestros por animar, según vosotros, fuera de tiempo.

    Hay que ser cartagenero fuera y dentro del campo, nada más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *